Facebook Twitter Youtube google+
| registrarse
961 260 524

Separador de condensados Aceite Agua Woss Airum

Los compresores de aire y su tratamiento producen grandes cantidades de condensados que no se pueden vertir directamente en el desagüe o alcantarillado, ya que contienen contaminantes (como el residuo de aceite de la misma lubricacion del compresor).

Mediante un separador de condensados podemos separar ese residuo y el agua libre de residuo ya la podemos vertir en el desagüe.

Para ser tratado, el condensado con contenido de aceite entra presurizado en la cámara de descompresión

(1), en la que se reduce la sobrepresión sin que se produzcan remolinos en el depósito de separación de aceite libre (2) que hay inmediatamente después.
Las partículas de suciedad de mayor tamaño arrastradas quedan retenidas en un colector extraíble (3). En el depósito separador, el aceite sube a la superficie por efecto de la fuerza de la gravedad y pasa al depósito colector de aceite con sistema antirrebose (4). El filtro marca la diferencia: El condensado depurado previamente de la forma descrita fluye a continuación a través del prefiltro oleófilo (5), que presenta una amplia superficie activa de filtrado. Al ser atravesado por el flujo de dentro hacia fuera, el filtro retiene las gotitas de aceite restantes y absorbe además el aceite residual que flota en la cámara del filtro. El corazón de todo el sistema es el filtro principal con técnica de cartuchos (6), en el que quedan trapados con seguridad los últimos restos de aceite.

Después solo queda agua que puede verterse directamente  al alcantarillado.